‘Es importante prepararse para enfrentar los nuevos retos educativos como la investigación’

 

Andrés García, Ph.D., graduado de la Escuela de Diseño y actualmente Coordinador de Investigación Académica, en la Dirección de Investigación y Postgrados, y Profesor de la PUCE Santo Domingo, obtuvo un Doctorado en Comunicación en la Universidad de Huelva, España en el año 2019. El catedrático nos comparte su experiencia y lo que le motivó realizar estudios de Cuarto Nivel en el extranjero:

“Prepararse para la vida dependerá siempre de uno mismo, la superación personal no puede ser simplemente un deseo contagiado, y aunque eso sucediera, debe existir dentro de ti un motor que te motive a alcanzar tus sueños a pesar de todos los obstáculos que pudieren presentarse en el camino. Es por ello que, a mi modo de ver, la superación está influenciada por el nivel de motivación que pueda tener una persona. Ahora bien, la motivación podrá estar condicionada a diferentes ámbitos muy personales.

En la vida se te presentan oportunidades todo el tiempo, para tomarlas deberás tener tres cualidades importantes:

1) visión
2) preparación
3) perseverancia

La visión porque estratégicamente permitirá decidir y proyectarte al futuro, la preparación te permitirá desarrollar competencias y habilidades para cumplir con un propósito laboral, y la perseverancia es el motor ligado a la motivación que no te dejará desistir de lo que te propones.

A partir de esa premisa, mi preparación profesional ha tenido momentos altibajos, la perseverancia ha sido una constante que gracias a Dios me ha permitido llegar a donde estoy y aportar de la manera que lo hago, sin embargo no es el final, hay mucho camino por recorrer.

A manera de resumen, luego de terminar mis estudios escolares a los 17 años, sin tomar receso comencé mi carrera universitaria. Considerando las propuestas académicas de la provincia y mi vocación, fue la carrera de Diseño de la Sede Santo Domingo de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador, mi elección. Descubrí un espectacular mundo gráfico que era ajeno para mí.

Luego de finalizar mis estudios como Diseñador con mención en Comunicación Visual, me vinculé a la PUCE SD como técnico en Diseño, a medida que fui madurando, decidí estudiar una maestría que me permitiera potenciar mis conocimientos pedagógicos, pues me ilusionaba ser parte de la academia y compartir conocimiento con los estudiantes. Es por ello que, me titulé como magíster en Tecnologías para la Gestión y Práctica Docente en la misma universidad. Es ahí que se presenta la oportunidad de colaborar como profesor universitario y a la vez Coordinar la Comunicación Virtual y posteriormente dirigir la Formación Continua y la Vinculación con la Sociedad de la misma Sede.

De pronto descubrí la relación directa entre la docencia y la investigación, y a partir de ahí nace el deseo y la motivación por involucrarme en temas de interés científico. Para ello, decidí que un doctorado podría darme las herramientas necesarias para conseguirlo y aprender como investigar. Me postulé al Doctorado en Comunicación de la Universidad de Huelva-España, sin embargo, me rechazaron, persistí, apelé y a través de mi propuesta de investigación relacionada al uso problemático de Internet y el smartphone vinculada a la línea de investigación Alfabetización Mediática y Edu-comunicación, me aceptaron. Fui el primero de mi grupo de compañeros en terminar mis estudios doctorales en tres años, no fue fácil, se necesitó de una doble porción de esfuerzo, perseverancia y responsabilidad.

Actualmente me desempeño como Coordinador de la Investigación Académica, Profesor Tiempo Completo de la Escuela de Diseño y de la Maestría de Innovación de la Educación y Coordinador de la Maestría de Tecnologías de la Información. Por tanto, resumo que la capacitación académica que he podido recibir en el tercer y cuarto nivel me permite desenvolverme con competencias en tecnologías, de comunicación, de investigación y académicas. Es importante destacar que no solamente un título universitario te permitirá ascender social, económica y laboralmente, es el deseo de superación, la constancia y la necesidad de servir quien te permitirá alcanzar objetivos.

Un consejo personal: que nadie corte tus alas, con la suficiente motivación es posible llegar muy lejos, no pierdas la visión, prepárate todo el tiempo y persevera.”